Como años anteriores el último sábado de enero (este año el día 28) un pequeño grupo asistimos a la invitación que todos los años nos hace el PDG, Jose Mª Díaz Torres para asistir a la matanza del cerdo que celebra en su casa de Cuenca.
Amaneció un día esplendido con el frio propio del invierno, pero con un sol radiante.

Para los madrugadores había preparado un buen desayuno
Nos encontramos con que Chema había hecho obra para agrandar la cocina y que en caso de mal tiempo pudiéramos estar al abrigo. También había una gran pantalla donde se proyectaban fotos de matanzas anteriores.

Allí nos encontramos con muchos amigos rotarios con los que compartir, ya que la afluencia fue tan numerosa como todos los años y las viandas tan abundantes y ricas como siempre, no faltaron: el jamón, queso, chorizo, morcilla, torreznos, migas, gachas, las alitas de pollo y las judías, regado todo con buenos vinos y abundantes refrescos. Para remate alrededor de la lumbre baja tomamos el café y los dulces.

Algunos se quedaban por la tarde para disfrutar de los huevos fritos con morcilla