El sábado 6 de noviembre subimos a Peguerinos como otros muchos años en busca de las setas. Con la sospecha de que este año íbamos a encontrar pocas y como con las nuevas normas había que sacar permiso, Santiago y Juan Antonio lo sacaron y además Santiago preparó un magosto (asado de castañas que había traído de su pueblo) y buscamos un día que estuviera libre la casa de La Cueva para poder refugiarnos si hacía mucho frio.
Todos fueron llegando con sus viandas, se buscaron setas (Setas solo se encontraron 4 ó 5), se asaron castañas, disfrutamos de un día espléndido en la sierra, además de una comida pantagruélica

Comentarios de la presidenta:

Magnifico lugar, impresionante buen tiempo, exquisita y pantagruélica comida, inmejorable compañía con algunos ingredientes: un bombón de niña llamada Mara, que nos tiene ganados a todos con su encanto y don de gentes, heredado de su papá JJ Barriopedro; un perro llamado Apu, con la simpatía y vitalidad de su dueño Osvaldo; y el disfrute de las artes culinarias de Gema.

Y lo que hace esta actividad imprescindible año tras año, la actuación de Santiago el Mayor, verdadero artífice que, con su dedicación para atendernos, su cariño y alegría, convierte Peguerinos en una especie de paraíso al que uno siempre quiere ir.

En fin que me encantan todas las oportunidades de estar con vosotros y siempre me lo paso en grande. ¡Ah! los invitados también estuvieron a la altura de sus invitadores