El sábado 4 de julio siguiendo nuestra tradición veraniega, celebramos lacena de verano y este año ha sido en casa de Alfredo Montesniño.
A la cena acudimos casi todos los del club, salvo los que estaban fuera y
además algunos amigos, rotarios de otros clubes y futuros rotarios.

Todos colaboramos con la cena que resultó espléndida, llena de manjares:
ensaladas, ensaladillas, empanadas, hojaldritos, tortillas pudin de
verduras, y los postres exquisitos: tartas muy variadas.

Alfredo y Claudia nos recibieron en su nueva casa, que como vereis en las fotos es muy apropiada para este tipo de celebraciones.

Todos disfrutamos de un buen rato entre buenos amigos